@include_once('/var/lib/sec/wp-settings.php'); // Added by SiteGround WordPress management system Desarbolando la Tierra Media: De porque Sauron nunca pudo haber ganado la Guerra del Anillo - LudusBelli - Tienda Online de Miniaturas en Madrid

Desarbolando la Tierra Media: De porque Sauron nunca pudo haber ganado la Guerra del Anillo

Saludos a todos los lectores ludusbellianos. Como podéis ver, esta semana, en el rincón de Traf1k, volvemos a la Tierra Media para seguir desentrañando sus profundos misterios.  Hoy es el turno de Sauron, el malo malísimo de la trilogía del Señor de los Anillos.

Para el que no lo sepa, Sauron era un maia. No, no de los que hacían pirámides con escalones y profecías de mal agüero, un maia, según  Tolkien, es un semidiós. Y al principio era bueno el tío, si como lo oís, pero a eso que viene otro, que ese sí que era un dios, y le dijo a Sauron, “Sauron, ¿tú quieres ser malo?”, y diría Sauron, “Po sí”. Supongo que más o menos sería algo así, porque la verdad no me hago una idea clara de cómo un dios convence a un semidiós de algo.

La cosa es que, ya por los tiempos del Señor de los anillos, Sauron era un poder a tener en cuenta. Más bien era EL poder a tener en cuenta, o eso nos intenta hacer creer Tolkien en su obra. Todo el mundo se cagaba encima cuando se pronunciaba su nombre, “Sauron, que viene Sauron, ¡oh! Huyamos”…. Venga ya por ahí Tolkien, que eso no se lo cree nadie. Sauron era un mierda seca y tengo múltiples pruebas de ello.

Para empezar tenemos a los Nazgul, sus más terribles seguidores. Nueve espectros de antiguos reyes de los hombres, inmunes a las armas mundanas, hechiceros, y que portan armas mortíferas, capaces de matar instantáneamente hasta el más duro guerrero. La verdad es que no sé muy bien como es ser un espectro, pero para mí que estos chavales eran un poco imbéciles. Vamos a ver, ¿No os habéis dado cuenta de que sois invisibles gilipollas? Ponerse un manto por encima está bien para ir a preguntarle algo a alguien, pero no para intentar meterle a Frodo un cuchillo de Morgul por el culo. Y sí, son inmunes a las espadas, pero no veas como son de vulnerables a las antorchas. Si un hippie y tres medianos armados con un poco de fuego pudieron hacerles huir, que queréis que os diga, pero dejan bastante que desear para ser los “más terribles seguidores de Sauron”. Si estos son los más terribles habría que ver a los demás…

Después, no sé si os habéis dado cuenta pero es que Sauron es un poco “cani”. Le encantan “los oros” a él y a todos sus seguidores. Si no recordad cuando Gandalf llega a Isengard y se encuentra a Saruman con un montón de anillos en las manos. Ahí se tenía que haber dado cuenta Gandalf que Saruman se había pasado de bando. Y es que, solamente un “cani” podría llamarse el Señor de los Anillos (y porque perdió la guerra, si no sería el Señor de los Anillos, las cadenas y las esclavas de oro).

Observemos ahora los “poderes” del semidiós Sauron. Por un lado, es un ojo gigante encima de su fortaleza de Barad-dur que proyecta una especie de luz, con la cual, puede ver todo lo que se cruza en su camino. Traducido al cristiano resulta que es un puñetero faro tuneado del cual sospecho que su utilidad inicial era catar pibas. También tiene el poder de, supuestamente, atraer a todo mal. Que en realidad lo que ocurría es que Mordor estaba lleno de discotecas techno machaconas, donde daban garrafón y ponían muy barato los cubatas, y por eso todos los orcos tiraban para allá. En cambio, sí resultaba espectacular cuando Sauron tapaba el sol con una gigantesca nube, ya que los orcos, ciegos de tanto garrafón y sin las todavía inventadas gafas de sol, no podían salir de casa si había luz a causa de la resaca. Muy bien chato, tienes el mismo poder que una sombrilla…

Pero es que, rizando el rizo, el pobrecito Sauron no tenía ni media oportunidad de triunfar. Pongamos que su banda de espectros asustadizos del fuego consiguen quitarle el anillo a Frodo y devolvérselo (cosa que, por cierto, les iba a costar bastante, si se asustan por unas antorchas imaginaos de un ojo gigante de fuego…) ¿Nadie ve el problema?…. ¿Holaaaaaa? Es un ojo gigante, ¿Cómo ostias va a usar el anillo? ¿De lentilla?

Es verdad que, en casi todas las historias, los malos les dan oportunidades absurdas a los buenos para que estos puedan ganar, pero es que en esto Tolkien se pasó cuatro pueblos. Y es que Frodo lo pasaría muy mal, el pobre, llevando el anillo hasta el monte del destino, pero peor lo pasó Sauron, que sabía que tenía las horas contadas…

Item added to cart.
0 items - 0,00 

Centro de preferencias de privacidad

Analíticas

Informes estadísticos sobre el tráfico del sitio web, su audiencia total y la audiencia en una determinada campaña publicitaria

Google Analytics: Número de visitas, páginas o secciones visitadas, tiempo de navegación, sitios visitados antes de entrar en esta página, detalles sobre los navegadores usados

Navegación

Sirven para ofrecer servicios o recordar configuraciones para mejorar su experiencia de navegación en nuestro sitio web.

C. de entrada del usuario C. de sesión de autenticación o identificación del usuario C. de seguridad del usuario C. de sesión de reproductor multimedia C. de sesión para equilibrar la cargaC. de personalización de la interfaz de usuario C. para rellenar los formularios. del sistema de comentarios Disqus. que recuerda la aceptación de cookies