Wargames, los juegos de miniaturas para los más estrategas

Ya sea ambientado en un mundo de fantasía, en la Segunda Guerra Mundial o en un distópico futuro lejano, los wargames son de los juegos de ocio alternativo más extendidos por todo el mundo. ¿Pero qué es lo que tienen que los hacen tan atractivos?

¿Qué es un juego de miniaturas?

Un juego de miniaturas, también conocido como wargame, es un género dentro de los juegos de mesa en el que se recrean combates, escaramuzas o batallas entre diferentes facciones. 

Los jugadores forman ejércitos y patrullas con sus miniaturas, con reglas y características indicadas en los libros y reglamentos de juego. Las partidas se desarrollan en mesas repletas de escenografía, ambientando aún más la inmersión en este tipo de juego.

Normalmente, y dependiendo del wargame, las partidas tienen una duración de entre una y tres horas. Más allá del juego casual, también se suelen organizar eventos competitivos donde demostrar la pericia de estratega y hacer nuevos amigos.

¿Cómo se juega a un wargame?

Existen diferentes sistemas para jugar a wargames, aunque la mayoría de ellos comparten el uso de dados. Estos le dan el toque de azar que los hace tan interesantes, además de añadir un componente de juego tan vital como la propia toma de decisiones de los jugadores.

El objetivo de la mayoría de los juegos de miniaturas suele ser vencer al ejército del oponente. Esto puede hacerse por pura eliminación de sus unidades, aunque también es posible a través de misiones u objetivos para anotar puntos de victoria.

Además de lo anterior, algunos wargames destacan también por otros aspectos del hobby, como el montaje de miniaturas y su pintado. Así pues, un juego de miniaturas desarrolla tanto la parte estratégica del jugador como la creativa.

Algunos de los wargames más jugados son Warhammer 40.000, Age of Sigmar, Infinity o Marvel Crisis Protocol.

Mostrando 1–48 de 228 resultados

Carrito de la compra

0
image/svg+xml

No hay productos en el carro.

Seguir comprando