Publicado el Deja un comentario

Diario de Campaña: La Purga de HYDRA

El mes pasado os expuse un esbozo de nuestra campaña de 40k en el lejano sur galáctico. Para manteneros entretenidos durante las vacaciones de nuestro tendero Gorko os voy a hacer partícipes de algún Diario de los que hemos publicado.
Primero os pongo en antecedentes, la Purga de Hydra es una campaña creada por nuestro compañero Fresh Air y en la que participan:

mapa coloreado inicio 2º turno
Inquisidor Torquemada: Inquisición
Lord Albertus: Caballeros Grises
Comandante Fre´sh Shas´o: Tau
Ozimandias: Necrones
Pustus el Maldito: Guardia de la Muerte
Caudillo Mad-Jakz: Orkos
Ferrum Forge: Amos de Hierro

DIARIO DE CAMPAÑA: – Enero –

Extracto de los archivos imperiales:

Hydra: Sistema planetario conquistado por la legión de los Manos de Hierro durante la era de la Gran Cruzada. Se constataron ruinas pretecnológicas en el subsuelo de algunos planetas, origen desconocido.
Dread Manos Hierro
Los principales planetas del sistema son gemelos (Hydra y Gorgón), orbitan en paralelo. Valmarus es un yacimiento de kantanio convertido en planeta-manufactorum en el 35º milenio por el Adeptus Mechanicus, una luna helada orbita a su alrededor. En la última centuria los yacimientos se han ido agotando.

La población civil fue destinada a la nueva colonización del sistema Danubio en 41.133 por orden del Administrorum, salvo operarios bajo control del Mechanicus.

Última emisión desde el planeta Valmarus:
– Deserción generalizada de los operarios mineros tras la aparición de cadáveres descuartizados. La guardia catafracta no consigue retenerlos. Solicitamos refuerzos para continuar con la extracción. –

– ¿Hora del mensaje y localización?
– Hace 13 horas y 17 minutos, zona central 213.448, mi Señor Inquisidor.-
– Demasiado tarde quizás… envíen una fuerza de caballeros grises al Manofactorum principal de Valmarus. Un comando de incursión a explorar las ruinas en Gorgón. El resto de la flota diríjanse a Hydra. Dirigiré personalmente las operaciones desde la órbita de Syba, quiero informes inmediatos desde todos los frentes.

Planeta VALMARUS
Amo Noche
Los caballeros grises descendieron con sus cañoneras Stormraven sobre el manofactorum para encontrarse un paraje en llamas, el asalto ya había comenzado. Lograron abrirse paso entre los cielos de las factorías abatiendo a un Draco demoníaco. El interior de las minas era infernal, estaba invadido por marines herejes que portaban horrendos trofeos y cascos alados. Lo que es peor, habían conseguido someter bajo su mando a muchos de los operarios imperiales, ahora parecían locos psicópatas. Actualmente era irrecuperable. Los caballeros grises salieron del complejo y tomaron posiciones defensivas en las zonas norte y sur del planeta.

Al mismo tiempo se disputaba otra factoría del planeta. Fuerzas del naciente imperio Tau, al mando de Fre´sh Shas´o , atacaban un enclave a manos de los orcos. La capacidad del uso armamentístico y las tácticas de apoyo de fuego eficaz lograron erradicar la presencia de la raza verde en Valmarus.

SYBA: la luna helada
Pustus
El Inquisidor Torquemada pensó que era el momento de tomar la iniciativa. Los datos del Megaúspex indicaban actividad en sólo uno de los dos complejos de ruinas arcanotecnológicas. Envió al capitán de los caballeros grises a tomar posesión tanto del complejo deshabitado como del resto de la esfera helada. Mientras, él en persona, encabezaría el asalto contra uno de sus más odiados enemigos: Pustus el maldito.

El asalto inicial fracasó, los asquerosos y descompuestos marines de plaga eran demasiado tozudos para morir. Los séquitos inquisitoriales no podían hacerles frente.

Torquemada
Se construyeron emplazamientos defensivos y se intentó una segunda oleada con Caballeros Grises y apoyo aéreo y de centuriones devastadores del capítulo de Ultramarines. Hubo bastantes bajas, algunas debidas a la climatología extrema de la luna. El Inquisidor general comandó en persona el asalto, limpiando las grutas de marines desleales y de inmundos demonios.

Sin tiempo para consolidar las posiciones obtenidas, la Inquisición fue atacada por los Amos de Hierro. La batalla en las ancestrales ruinas de Syba fue fría pero sangrienta. Torquemada consiguió repeler el asalto de estos corsarios herejes y reclamar toda la superficie lunar para el Imperio.

Deja un comentario